lunes, 10 de agosto de 2009

Poesía en español

El pino olvidado

Parece complicada la existencia
(¿lo es?).
La cabeza está llena
de ruidos del mundo.
El tiempo está todo ocupado
y andando muy, muy rápido
(tic-tac, tic-tac, tictac, tac...)
entre pensamientos extraviados,
sin silencios.

Pero te espera todavía
el pino olvidado,
la música distinta.
El pino en su región
perdida de universo,
contemplando siempre
sus amados campos de almendros,
olivos y desiertos.
Soledad que medita.

Recordaste el pino en tu camino,
o tal vez te llamó
desde una calma
que ya no era la tuya.
¡Qué canción de paz
creció en el mundo, fresca,
al sentir su abrazo!
La cabeza, los pensamientos
se sumergieron en las aguas
de un lago de pureza.

¡Qué música manaba
para la sed más grande!
Los caminos de la vida se aclaraban,
esperanzas de nuevo
crecían alegres en tu seno
como una savia verde y poderosa
ascendiendo desde mundos
que ya no recordabas.

Hay remedios sencillos, a veces,
para tormentas del alma.
Hay músicas simples y divinas
que curan con aires de silencio,
con cariños ya sin tiempo,
con un ritmo puro sin engaños,
y van arando luces con la brisa,
y danzas y frescores de los cielos;
humilde pino que nos sanas
con caricias.

Juan Bielsa

Nota.- Poesía escrita originalmente en aragonés y traducida al español por el propio autor.